Un septuagenario descubre una tienda de cómic que se llama igual que su tebeo favorito de la infancia. Intrigado, interroga al tendero sobre un ejemplar muy difícil de encontrar: EL NÚMERO 12 del CAPITÁN OZYMANDIAS. Pero no parece que tal número exista… o tal vez sí…

Creado por el 2015-12-21

Tu dirección de correo electrónico NO será pública. Los campos requeridos son marcados *

*

captcha

Bip bip! Si no eres un robot no te olvides de completar el código de seguridad o tu comentario será inmediatamente olvidado! ;)